Recuerdos de Villatuelda

  Recuerdos de Villatuelda


bolaama.gif Cuentan que, siendo director general de Obras Públicas, Don Diego Arias de Miranda (que más tarde fue ministro durante el período 1910-1912 con Canalejas y con el conde de Romanones) visitó Villatuelda. El político liberal fue agasajado en la casa del Rincón del Oro que tiene un escudo en el dintel de la puerta y, al parecer, en una muestra de generosidad ofreció al Ayuntamiento la posibilidad de transformar el camino de Sotillo en una carretera. Sin embargo, los vecinos más influyentes renunciaron a la misma porque invadiría sus tierras de labor; así que la ofertada carretera continuó siendo “el camino de Sotillo”.


bolaama.gif LA GRIPE DEL 18. El año 1918 constituye un hito en la epideomeología española y mundial, debido a la extraordinarina propagación del virus de la llamada gripe española y a la enorme mortandad que provocó: en España, se cree que hubo unos 300.000 muertos. Esta enfermedad también llegó, inevitablemente, a Villatuelda y eran tantos los enfermos que las pocas personas no infectadas tenían que atender a varias casas a la vez. El cura párroco, Don Jesús García, se vio incluso en la triste obligación de enterrar juntos a una madre y a su hijo, fallecidos prácticamente al mismo tiempo.

Las personas que nacieron en el año de la gripe cumplieron noventa años en 2008.


bolaama.gif GUERRA CIVIL.  Afortunadamente, durante la Guerra Civil Española no hubo “paseos” ni fosas comunes en Villatuelda. Por esos años era alcalde el Sr. Eulampio Calvo Tamayo y, estando en Roa, se encontró con un grupo de Falange Española que le comunicó su intención de acercarse a Villatuelda para fusilar a los “rojos” del pueblo. El Sr. Eulampio les comunicó que como él era el Alcalde y Jefe Local del Movimiento no iban a llevarse a nadie; de todas maneras, volvió con su caballo a trote por el camino del monte para estar a tiempo en el pueblo “por si acaso”. Finalmente, el grupo de Falange Española que se encargaba de los “paseos” no se acercó a Villatuelda.

Por suerte, podemos decir que Villatuelda es hoy uno de esos pocos pueblos en los que no se guardan rencores entre sus vecinos por causa de la Guerra Civil Española.

bolaama.gif  CENTENARIO. El 20 de agosto de 2005 se cumplió el centenario de la compra al Estado del monte “Llanos de la Parda”; adquisición llevada a cabo en 1905 por el Sr. Camilo Tamayo González, en nombre de un numeroso grupo de vecinos de Villatuelda y Terradillos de Esgueva. Las 500 ha. del monte costaron 27.786´50 pesetas (167´00 € de la época); claro que edificar una casa nueva de planta baja y piso costaba por aquel entonces unas 1.000 pesetas (6 €).


bolaama.gif CONCENTRACIÓN PARCELARIA.  La concentración parcelaria se llevó a cabo en Villatuelda en la década de los 70, marcando un antes y un después en el acontecer del pueblo. El principal aspecto positivo de la concentración parcelaria fue la constitución de fincas de un tamaño mayor (lo que permitía ahorrar tiempo y desgaste de maquinaria, así como planificar mejor los cultivos); además, se mejoraron extraordinariamente los caminos importantes del término municipal, enlazándolos con los de localidades limítrofes. Lamentablemente, también aparecieron algunos aspectos negativos, como la destrucción de arroyos y la tala de espacios arbolados, etc.

Por otra parte, a partir de la concentración parcelaria sólo continuaron como agricultores aquellos que fueron capaces de sustituir la yunta por el tractor, desapareciendo por completo los animales de labor (salvo algún burro utilizado para acercarse a las fincas) y acentuándose la despoblación de Villatuelda.

Digamos, finalmente, que la concentración parcelaria dejó una “espinita” en el pueblo: por falta de información suficiente, fueron muchos los vecinos que no presentaron alegaciones a las adjudicaciones provisionales de la Administración, de tal manera que el remanente de tierras reservado para ese menester fue adjudicado únicamente a quienes sí las habían presentado. La consecuencia fue que en los propietarios afectados quedó un regusto de “injusticia” al comprobar que las adjudicaciones definitivas favorecían en demasía a determinados vecinos.


bolaama.gif LONGEVIDAD EN VILLATUELDA. La relación de las personas más longevas nacidas en Villatuelda es la siguiente:

  • La Sra. Sócrata Luisa de la Cal Muñoz, nacida en Villatuelda el 19 de abril de 1906 y  fallecida en Laguna de Duero (Valladolid) el 15 de junio de 2008 a los 102 años.
  • La Sra. Eufemia Izquierdo Tamayo, nacida en Villatuelda el 28 de agosto de 1910, que falleció en Burgos el día 28 de agosto de 2007 coincidiendo con su 97 cumpleaños.
  • La Sra. Isabel Calvo Tamayo había nacido en Villatuelda el 2 de julio de 1877 y falleció también en Villatuelda el 20 de junio de 1974, pocos días antes de cumplir los 97 años.
  • La Sra. Bernardina Monje Tamayo falleció en Villatuelda en 1957, a los 95 años de edad.
IR A INICIO
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s