Visita guiada a Villatuelda

VISITA GUIADA A VILLATUELDA
 
 
 
© 2010 Copyright Antonio Adeliño Vélez – Todos los derechos reservados 
 

            El nombre de la población deriva de Teudila o Teudla, nombres de raigambre visigoda, de cuya época se conservan dos estelas funerarias. Pero la fuente romana y el puente sobre el río Esgueva, nos indican que pudiera tener su origen en una villa romana a media jornada de Rauda (Roa).

            Su iglesia es una joya arquitectónica; construida en el siglo XIII, compagina elementos románicos y góticos.  Tiene planta de cruz latina de una sola nave y doble crucero. Su ábside es poligonal, claro indicio de iniciar la transición al estilo gótico, que confirman los arcos ligeramente apuntados, sus bóvedas de crucería, y las columnas adosadas a los muros. Su portada responde a un gótico flamígero, con un arco adornado con tres arquivoltas que rematan en forma conopial y se prolongan en una peana flameante.

            Los elementos constructivos a destacar son:

            La pila bautismal que es románica, y se presenta sencilla y austera, sin adornos esculpidos.

            La ventana central del ábside, adornada con sendas columnas de excelente factura, tanto en su interior como exteriormente.

            Las columnas románicas de la capilla derecha del crucero, que nos confirma la existencia de un templo anterior en el mismo lugar.

            Los capiteles del ábside que están adornados con hojas de acanto, significando la espiritualidad de la nueva época que abandona las imágenes mundanas del románico.

            El púlpito, al que se accede por un túnel horadado en el pilar y cuya construcción propició el deterioro de un capitel románico.

            La iglesia posee cuatro retablos, colocados en las capillas del crucero y que por su importancia describimos individualmente:

            RETABLO DE SAN MAMÉS

            Por su antigüedad y calidad es el de mayor valor artístico. Lo componen diversas tablas pintadas al temple, de estilo gótico hispano-flamenco (siglo  XVI). En ellas se representa escenas de la vida y martirio del Santo, rodeadas de diversas estampas de los grandes misterios de la fe católica: La encarnación del Hijo de Dios, y la Redención acaecida por su pasión y muerte en cruz, que se actualiza en la celebración de la Eucaristía.

            RETABLO DE LA VIRGEN DEL ROSARIO

            De estilo renacentista (siglo XVII), su estructura está realizada en madera policromada; alberga una talla también renacentista de la Virgen con el Niño y en su hornacina de remate se halla un lienzo barroco que representa la misa de San Gregorio, donde Cristo se hace visible para confirmar su presencia real en la Eucaristía.

            RETABLO DE LA VIRGEN DE LAS ANGUSTIAS

            En estilo barroco (siglo XVIII), de madera barnizada y profusamente adornada con elementos vegetales. En el centro o cuerpo del retablo, se encuentra la hornacina que cobija la imagen de Ntra. Señora de las Angustias (talla gótica del siglo XVI), y en el ático o parte alta, se expone un lienzo barroco donde figura San José con el Niño.

            RETABLO DE SAN ISIDRO

            Es de estilo neoclásico (siglo XIX), de madera pintada a imitación del mármol. En su hornacina central cobija una imagen moldeada de San Isidro labrador, y en las peanas de sus calles están colocadas sendas imágenes del Corazón de Jesús y de San José con el Niño. El ático se halla en la sacristía y es una alegoría del Espíritu  Santo, que irradia sus dones y frutos en la Iglesia.

            OTRAS IMÁGENES

            Presidiendo el templo podemos contemplar a la izquierda, un calvario donde la talla de Cristo es gótico-renacentista y las de María y San Juan son románicas tardías. A la derecha aparece el Santo patrono, que es una imagen moldeada del siglo XIX, con un león románico tallado a sus pies. En el centro, se halla el Sagrario renacentista de madera policromada.

                En las capillas laterales, se pueden admirar una talla románica de San Juan evangelista y otra barroca de San Roque con su perro.

                Dos estelas funerarias visigóticas (siglo VI) completan el recorrido artístico. Una está esculpida por las dos caras, y presenta como originalidad una cruz de seis brazos en el anverso.

 

 

Ir a Artículos de Antonio Adeliño

 


 

 Ir a Inicio

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s