Un Camino de Santiago internacional

En el Camino se habla de todo menos español

Gadea G. Ubierna – domingo, 30 de septiembre de 2012

Maria y Bernhardsson Arndtsdotter decidieron hace tiempo que lo primero que harían nada más jubilarse sería el Camino de Santiago. Y esta semana, con 65 años ella y 66 él, este matrimonio sueco ha atravesado la provincia de Burgos con la mochila a la espalda, paso tranquilo pero firme, y sin perderse detalle de lo que les rodeaba. ¿Qué les llevó desde Suecia a Roncesvalles para caminar 775 kilómetros hasta Santiago? Maria Arndtsdotter, en una parada en Hontanas, contesta: «Es bastante difícil de explicar, incluso para ti mismo. Tiene un sentido religioso, pero también de búsqueda y reflexión. Y luego está el reto; el reto de tener 65 años y ser capaz de hacerlo. ¡Me duelen los pies y estoy cansada, pero lo estoy haciendo!». Este matrimonio sirve de ejemplo para visualizar los cambios que empiezan a atisbarse en el perfil del peregrino: extranjeros de países con relativamente poca tradición jacobea, de más de cuarenta años y con un poder adquisitivo medio, o incluso alto, que han oído o leído sobre el Camino y deciden peregrinar.

Ver también

IR A INICIO

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s